El Congreso español instó al gobierno a retirar distinciones a quienes participaron de regímenes totalitarios y a condenados por delitos de lesa humanidad o por actuaciones de carácter antidemocrático. Al expresidente de facto argentino le retirarían la Real Orden de Isabel la Católica.
Fuente original