Desde la empresa de comidas rápidas, uno de los mayores compradores de carne vacuna del mundo, se indicó que tiene el objetivo de alcanzar cero emisiones netas de gases de efecto invernadero en todas sus operaciones para los proximos 30 años.
Fuente original