Luego de que el 911 recibiese un mensaje mafioso destinado al Centro de Justicia Penal, se procedió a aumentar la custodia en el edificio y de los acusadores. No descartan que el llamado haya provenido de la misma banda u otras organizaciones.
Fuente original