Un exdiplomático y disidente chino asegura que el gobierno de su país llevó a cabo un ejercicio biológico «inusual», que habría consistido en la «propagación deliberada» del coronavirus durante los Juegos Militares Mundiales de octubre de 2019, celebrados en Wuhan.
Fuente original