El voto es un derecho cívico, no se puede prohibir, aunque está justificado no votar; los jueces electorales no quieren que las personas con síntomas acudan a sufragar, para evitar contagios – LA NACION
Fuente original